CITAS
El talento se desarrolla en lugares tranquilos, el carácter en el tumultuoso curso de la vida. - Goethe

La banca y las administraciones públicas europeas colaboran con el crowdlending

El crowdlending han dejado de ser visto como una actividad arriesgada y potencialmente peligrosa y ha pasado a ser un modelo apoyado en Europa como fuente de financiación alternativa para emprendedores, start-ups y pymes. Los estados europeos regulan su actividad e impulsan su desarrollo generando una mayor confianza en el sector, mientras los grandes bancos comienzan a tejer redes de colaboración con empresas de las llamadas Fintech y plataformas online de crowdlending.

Uno de los países europeos en donde la banca y el sector público están dando un mayor impulso al crowdlending es el Reino Unido. El próximo año los bancos británicos estarán obligados por ley a remitir los solicitantes de préstamos que ellos rechacen a las plataformas de crowdlending. La regulación inglesa articula un modelo de entrega de los datos de dichas solicitudes a varios portales online que mostrarán a los empresarios rechazados por la banca las posibilidades que tiene su demanda de financiación para ser cubierta en las distintas plataformas de crowdlending. Los empresarios, por su parte, deberán autorizar previamente este intercambio de datos y decidir si desean optar por alguna de las posibilidades que les plantean las diferentes plataformas.

La mayoría de países europeos ya han regulado de manera más o menos restrictiva esta actividad financiera. Los reguladores intentan proteger a los pequeños inversores y establecen límites a las cantidades que estos pueden invertir en total y por proyecto, además de establecer ciertos mecanismos de control de las plataformas.

En España, la CNMV ha concedido registro oficial a ocho plataformas de financiación participativa, entre las que se encuentra MytripleA, y se esperan nuevos registros en el futuro. La CNMV vigila el trabajo de las mismas y el cumplimiento de ciertas obligaciones para asegurar la transparencia y “honorabilidad” de sus responsables.

Todavía no hay comentarios en "La banca y las administraciones públicas europeas colaboran con el crowdlending"

    Escribir un comentario

    Su email no será publicado